Programa de Economía Cultural - UAM Xochimilco

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
16-10-2017 19:08:55

Una de UNEZ

 

La UNESCO y el Municipio de Zapopan iniciaron una serie de conversatorios sobre políticas culturales, desarrollo sostenible y comunidad

 

Viernes para derretirse en el colonial patio. La envidia es por los abanicos de las mujeres. Uno con pena libera un botón de la guayabera, arremolina unas hojitas. La dictadura de una primavera encabritada en el Palacio Municipal de Zapopan. Ardores para dialogar sobre políticas y medidas culturales bajo la batuta de Nuria Sanz, la directora de la UNESCO en el incendiado México. Ella tan calurosa en su impecable traje, en sus decires tanto a nosotros los conferencistas, como a la numerosa concurrencia. Tarde de mayo en llamas en la que el alcalde Pablo Lemus ratifica su fervor por la gobernanza cultural.

 

Estoy en la sudorosa primera tanda. Comparto con el diputado federal Jorge Álvarez Maynez, con el brasileño avecindado en la CDMX, Gustavo Lins, con el colombiano Juan Diego Mejía, con Diego Escobar, director de Desarrollo Sectorial de la Secretaría de Cultura de Jalisco. Y a través de un video enviado desde Barcelona, con Lluís Bonet, gurú de los estudios culturales. El mix pone en perspectiva las numerosas aristas del desarrollo cultural. Álvarez por la recién aprobada ley de cultura, Lins por los compromisos internacionales, Mejía a través del modelo Medellín, Escobar mediante la visión estatal, Bonet vía las políticas culturales ciudadanas. Por mi parte, alerto de lo que viene con la renegociación del TLCAN; le digo a Nuria que la UNESCO nos acompañe para que el sector cultural no quede refundido.

 

A un costado del estrado, con un vigor que despeja los vapores, dos jóvenes narran el suceso en lenguaje de señas. Son los hermanos Lupita y Joel Martínez. Vestidos de negro. Corbata, vestido y tacón alto. Mis honores. Ellos que lo aprendieron por sus padres. Inevitable la emoción de sabernos traducidos. Jamás había reparado que nuestros discursos no llegan a los sordos. Y qué cantidad de alegatos no nos pueden ser dichos. Qué tan sordos y qué tan mudos somos en la gobernabilidad cultural.

 

No amaina. No cede. Ardamos, pues, colegas. Le pido su abanico a la gran maestra del ITESO, candidata a doctora, Adriana Pantoja (de quien aguardamos una tesis reveladora sobre Estado, mercado y arte) y nos pasa lo que el viento a Juárez. Estamos en el sillerío con Pilar Herrera, otra maravilla de las políticas y la gestión cultural que imparte cátedra en la Universidad de Guadalajara. Escuchamos a la combativa “Lilo”, a Liliana López Borbón que pone puntos sobre las íes. Corre la segunda tanda del viernes en patio palacio: la sociedad civil como forma de gobernanza cultural. Exponen Augusto Chacón, del Observatorio “Jalisco cómo vamos”, el artista Iván Abreu y Héctor Castañón, todo un maestro en planeación y gestión del desarrollo. Los modera el investigador del ITESO, Gerardo Pérez.

 

Una conclusión atrevo de sus ideas: la gobernabilidad cultural viene en ruta. Es una promesa. Una obra por edificar de la cual el Presidente Municipal Lemus (que creció entre instrumentos musicales) ha puesto un cimiento. Se trata de la Coordinación General de Construcción de Comunidad. El enfoque se ajusta para reunir el quehacer público y comunitario bajo las nociones de cultura, educación, salud, deporte, recreación, calidad de vida y participación ciudadana. Un aporte a la añorada gobernanza cultural como el que ha hecho el Municipio de San Cristóbal de las Casas al concebir la Dirección de Fomento a la Cultura y Desarrollo Económico.

 

Después de las 9:30 de la noche nos derretimos con alimentos. Nuestro anfitrión, José Luis Coronado, quien lleva la subdirección de Extensión y Patrimonio del Ayuntamiento, nos cuenta de los conversatorios que vienen. El proceso UNEZ culminará en diciembre. Un viento pasea las candentes olas zapopanas.

 


Es egresado de la carrera de Comunicación de la UAM Xochimilco, con Especialidad en Políticas Culturales y Gestión Cultural por la UAM Iztapalapa. Ejerce el periodismo desde 1980 en distintos diarios y revistas, como también la gestión cultural en diversidad de instituciones. Ha desplegado una amplia labor de análisis de la diplomacia cultural, de las políticas culturales, de la economía cultural, de las empresas culturales y en la formación de emprendedores culturales.

En su trayectoria destaca su desempeño como agregado cultural en las embajadas de México en Chile y Colombia, cuyo gobierno le condecoró con la Medalla al Mérito Cultural. Cuenta con dos obras que reúnen una parte de su quehacer como analista, reportero y cronista: Desde la frontera norte (UAM-Iztapalapa, 1991) y Del mismo cuero salen las correas (UAM-Xochimilco, 2002). La editorial colombiana Común Presencia publicó el volumen de prosas poéticas Saldo a favor (2005).

Es coautor del estudio Políticas culturales en México, 2006-2020, coordinado por Eduardo Nivón (Editorial Porrúa, 2006). Coordinó las obras Diplomacia y cooperación cultural de México: una aproximación, obra pionera en su ámbito (UNICACH/UANL, 2007); 1968-2008. Los silencios de la democracia (Editorial Planeta, 2008), serial de entrevistas que abordan la situación de los medios de comunicación en el país; Economía cultural para emprendedores. Perspectivas (UAM/UANL, 2010), obra también sin precedente en el campo y es coordinador al lado de Carlos A. Lara González de 1988-2012. Cultura y transición (UANL/ICM, 2012), obra que por vez primera ofrece una visión sectorial de 24 años.

En junio de 2009 creó en la UAM Xochimilco el Grupo de Reflexión sobre Economía y Cultura (GRECU), del cual es coordinador. Desarrolla una amplia tarea como consultor. En esta línea de trabajo destaca la coordinación del Programa Sectorial de Cultura de Oaxaca 2011-2016. También ha realizado análisis económicos del Festival Internacional Cervantino y del Centro de Cultura Digital, en momentos del Conaculta.

En 2011 apareció el epistolario y a la vez reportaje novelado Colombia tiene nombre de mujer, en coedición de Ediciones Sin Nombre y la UANL. Participa del Proyecto ¿Cómo vamos ciudad de México? del periódico El Universal. Su obra más reciente como coordinador es TLCAN/Cultura ¿Lubricante o engrudo? Apuntes a 20 años (UAM/UANL, 2015) y es coautor de Una nueva diplomacia cultural para México, coordinado por César Villanueva (UIA, 2015).

Su obra más reciente como autor es Sector cultural. Claves de acceso (Editarte/UANL, 2016). Actualmente es Jefe del Centro de Extensión Educativa y Cultural Casa Rafael Galván Maldonado de la UAM.